Mario Pulido | 13 noviembre, 2017

Cuanto se tarda en ser diseñador web

Tengo en mente lo que dicen de la música, nunca terminas de aprender, en diseño web es lo mismo y creo que en todas las disciplinas creativas no se termina de aprender, siempre hay algo nuevo, mejor, más atractivo, más interesante, un nuevo desafío que afrontar.

 

También tengo en mente a mi madre que le preguntaban a qué me dedicaba y soltaba “a eso de los ordenadores”, claro que a punto de cumplir los ochenta no iba yo a explicarle la amplitud de su definición.

 

Pero también me he encontrado alguna vez con el típico “cuanto sabe…” que dependiendo quien te lo diga lo valoras o no, pero irremediablemente para mis adentros suena el típico “solo sé que no sé nada” muy filosófico pero real.

 

En mi caso, saber que de todos y de todo se puede aprender algo nuevo aplicable a mi trabajo me permite tener una visión más abierta y actual. Me gusta encontrarme con trabajos que me dejan maravillado, que te dan ganas de aplaudir y que despiertan en ti el afán por superarte.

 

Me pasa que el último trabajo que hago es el mejor, y no porque solo lo crea, siempre es el mejor. Es lo que tiene no parar nunca de aprender, utilizas formas nuevas de comunicación que quizás viste en la tele o en una revista, colores, formas, el ángulo de una foto, la velocidad de una cámara al desplazarse. Distingues un enfoque novedoso para un producto difícil de comunicar, de vender. Y aprendes, y lo aplicas.

 

No suelo mirar mucho lo que ya está hecho, aunque sí es cierto que a veces diseños que están en producción desde hace 3 o cuatro años resultan muy actuales y me cuesta convencer a sus propietarios que se pueden modernizar y mejorar. Los empresarios se enamoran de sus webs, creen que lo que ya está hecho es inmejorable, y a mí me parece que a los seis meses ya podría cambiarlas para mejor.

 

También cambiar de sector te da mucha experiencia, hacer webs para sectores distintos casi constantemente, encontrarte con problemas nuevos y solucionarlos te permite aplicar lo aprendido a los siguientes sectores con los que trabajas. El nuevo enfoque puede ser rompedor y convertir la web que has hecho en una referencia.

 

Si miro atrás, creo que sigo utilizando los mismos métodos que cuando empecé, no parar de actualizarme, de estudiar, de aprender, y siempre sabiendo que no sé nada. ¿Cuánto se tarda en ser diseñador web?, depende, si crees que eres capaz de mejorar, toda una vida.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!